Skyline de Manhattan desde Brooklyn – Nueva York

Fue toda una sorpresa.

Cuando la calle por la que paseábamos llegó a su fin nos encontramos con el río. El río y los enormes edificios de Manhattan.

Era impresionante, enorme. Aún no habíamos ido a ver los rascacielos pero desde ahí ya impresionaba.

Hablando con el resto, alguno también compartía la opinión de que los edificios no parecían “tan grandes”.

Días después, cuando visitamos el centro, nos dimos cuenta que sí que eran altos. Altísimos.

Esa misma tarde queríamos fotografiar el puente de Brooklyn al atardecer.

Estuvimos dando unas vueltas e incluso fuimos a tomar una cerveza (sí, de las de $7).

Finalmente, antes de que la cámara se apagara por completo por falta de batería, hice estas fotos 😉

27 comentarios

Deja un comentario

*
*