Ristorante Valentina – Cerdeña

¿Te acuerdas de la playa paradisíaca de Torre Pelosa?

Un buceador (sí, un buceador con arpón, neopreno, y toda la mandanga) nos recomendó este restaurante.

Decidimos comer allí, con las vistas al mar. No se puede emprender carretera con el estómago vacío.

Como suele ser (mala) costumbre esta gente no tienen el horno encendido para hacer pizzas al mediodía. Así que tuve que pedirme unos macarrones. Y aunque estaban buenísimos, me apetecía una pizza 😉

Con una cultura de tanta pasta te traen una cesta de diferentes panes de tamaño industrial. Venga y venga pan, para luego comer pasta.

Estoy convencido que un par de meses allí y no pasaría por las puertas, in-creíble-mente bueno 🙂

Pudimos disfrutar por primera vez de embutidos, nada mal. Aunque tenían una especie de panceta (o algo así) que era basicamente todo “blanco” grasa. Raro…

La gastronomía es una de las mejores cosas de viajar, no? 😉

6 comentarios
  • jordi

    si llevaba arpon no era buceador, era pescador. los buceadores solo nos metemos bajo el agua para admirar la vida submarina, no para matarla y llevarnosla a casa. lo único que disparamos bajo el agua es la camara de fotos, je je (aqui va el icono ese del muñeco haciendo fotos, pero el móvil no tiene)
    el restaurante tiene buena pinta, aunque a mi me da mas la pinta de ser un lugar de pescado…
    como bien dices los italianos tienen un embutido más ‘suave’, y se hace raro…

  • Oscar

    a lo mejor era para defenderse de tiburones el arpon… XD… menuda pinta el embutido… me voy a la nevera a buscar algo, me ha entrado hambre

    • quicoto

      Cuánto poder tienen las fotografías de comida que incluso hacen que nos levantemos a comer algo 😀

  • Helena

    Yummy. Que bonito y soleado. Vámonos, venga.

Deja un comentario

*
*