En la feria de Calafell

Los cuatro días de fiesta han sentado de maravilla. No hay nada mejor para levantar un país que tener cuatro días de fiesta 😉

El fin de semana visitamos una de esas ferias que recuperan antiguas costumbres.

Desde pastores de ocas, pan artesanal, herraduras moldeadas a mano, paseos en carro y much más.

Me resulta muy difícil hacer fotos (y que me gusten) cuando sol está en su punto más alto. La luz es durísima, los contrastes bestiales y el resultado nefasto.

Me quedo con dos fotografías…

4 comentarios
  • Oscar

    Cierto que cuesta mucho, pero a veces salen unas fotos chulas, a Tom lo fotografía de abajo arriba con el sol detras mio y quedan bien, supongo que es valido para todo tipo de toma… me gusta la del trabucaire, si no supiera que es un mercadillo, me llamaría la atención el trabucaire armado y nadie se inmuta

  • Pau

    Qué suerte haber tenido 4 días de fiesta, aquí los puentes van escasos 😀

Deja un comentario

*
*